lunes, 4 de julio de 2011

Capítulo 5

Acabamos y no sabía que hacer, estaba perdida, completamente perdida. No sabía si usar la razón y la lógica y ponernos a hablar de lo que había pasado, el porque y todo eso. O bien, seguir mis deseos y mis ganas de besar-lo y estar abrazada a él. Mientras yo pensaba, él me tenia cogida la mano izquierda y se la había llevado a su musculoso pecho, pero se le veía que estaba pensando...

M: Oye Vero, esto... joder... Que no se que me pasa contigo pero es estar a solas contigo y solo tengo ganas de repetir lo que ha pasado. Ganas de tocarte, besarte, hacerte sentir feliz... No se, y sé que no está bien pero, no se, estoy echo un gran lío.
Y: Ei, ei ,ei! Tranquilo, vamos a ver... esto... bueno, esto a sido un desliz, no se, algo que no tendría que haber pasado. No te diré que no me ha gustado porque mentiría y mucho, pero a al vez, creo que esto no puede pasar. Mira, te voy a confesar algo que hace dos años que me da vueltas por la cabeza pero nunca me he atrevido a decirte... Te quiero Manu.
M: Ostia! Eso no me lo esperaba... y me parece que si, vas a tener razón. Esto no tendría que haber pasado. Te parece si olvidamos todo lo ocurrido y volvemos a lo de antes? Porque yo estoy con Amanda...
Y: Sí, sí, olvidamos todo esto y olvida lo que te acabo de decir. Es una gilipollez, dejemos-lo.


Me sentó como una patada en la boca del estómago, le acababa de decir que lo quería y solo se le ocurre decirme que esta con Amanda!! Dios, que idiota he sido!! Entonces, se vistió, me dijo que si lo acompañaba hasta la puerta y así hice y entonces para despedirse me dio uno de esos besos tan cálidos que me derretían y se fue.

Me volví a quedar sola en mi piso, sentada en el sofá con la tele puesta, sin prestar atención. Solo podía pensar en todo lo ocurrido y no tenía ningún pensamiento claro. Necesitaba poder pensar con claridad, poder decidir algo, asimilar lo asumido... Así que, cogí y llame a Ramón.
R: Hola nena! Dime
Y: No nada, me apetecía hablar contigo un rato ( siempre que nos decíamos eso era un, me haces falta, nos podemos ver?)
R: Claro que tengo un rato para tí, voy para tu casa?
Y: Ah no se, como quieras... No se si estas liado es igual, que no pasa nada, en serio
R: A ver neni, estoy en casa viendo los anuncios de la tele sin hacer mas que rascarme el ombligo. Tu plan será mejor, seguro.
Y sí, así fue, en menos de 20 min. estaba picando en la puerta de mi casa.

Es el segundo hoy, pero me siento inspirada, un beso chico/as!!

2 comentarios:

Olaya C. García dijo...

Lo dicho, Manu es un capullo!!

Mas allá de tus ojos dijo...

No me agrada Manu -.- pero si me agrada su mejor amigo <3 bueno espero el proximo, besitossss