lunes, 4 de julio de 2011

Capítulo 4

En efecto, todos sabían lo ocurrido... Adivinad quién lo contó... Sí! el capullo de Martín. Cuando acabaron de soltar los comentarios varios sobre su opinión respecto a nuestra aventura, la mayoría decían que teníamos que estar juntos, ya que hacíamos muy buena pareja y así el grupo sería de todo parejas. Pero yo no quería ver ni en pintura a este elemento. Entonces me digo Amanda, que quería hablar conmigo y yo pensé que sería por lo del beso con Manu...

A: A ver Vero... primero me gustaría saber porqué te acostaste con mi hermano y segundas, porqué me hablaste así ayer, nose tia, nos lo contamos todo y tu no me dices que te mola mi hermano? Y encima me gritas... No se, pero me sentó fatal lo de ayer...
Y: Eh, eh, eh; vamos a dejar las cosas claras. Ayer iba con una borrachera como un piano, y segundas, no me gusta tu hermano. No se porqué me acosté con él, y no recuerdo haberte gritado, sé que lo hice porque me lo ha dicho Martín esta mañana pero de verdad que no me acuerdo, así que, no lo tengas en cuenta. De verdad, por mi todo sigue igual, y nose, por lo de tu hermano no te preocupes porque a sido un desliz.
A: Bueno... si tu lo dices... pero, ya sabes lo que se dice, quien se pelea se desea hahahaha
Y: Alelá! Eso es una cosa de niños pequeños, no me gusta Martín y lo sabes.
A: Vero, Vero, Vero... hace mucho tiempo que no hablamos de tios ni de amores tuyos... Alguno tiene que haber que te haga gracia y no me digas que no, porque no cuela, que joder tía! Desde que salgo con Manu que no me dices nada de ningún tio. A ver, si te mola mi hermano me alegraría muchísimo, porque serías mi cuñada y entonces haríamos cenas en mi casa de parejas. Anda que no molaría eh?
Madre mía... mientras ella pensaba en cenas de parejas y en que estuviera con su hermano, yo solo quería estar con Manu, pero claro, no se lo iba a decir...

Nos reímos y volvimos con el grupo. Al cabo de un rato llamaron a Amanda diciendo que fueran para el bar de sus padres que les hacía falta un par de manos. Así que, se fueron Amanda y el capullo de su hermano.
Tenía que aprovechar la ocasión, tenía que hablar con Manu y para suerte la mía que se puso a llover ( así sin mas... el tiempo estaba loco! ) y le dije a Manu que me acompañara a casa que quería hablar con él. Accedió sin queja y una vez en mi casa le dije que subiera a tomar algo.

M: A ver, de que quieras hablar enana?
Y: Hombre... creo que tienes una ligera idea no? Quiero saber que ha pasado esta mañana, el significado del beso, el porqué de lo que me has dich...Me calló la boca besándome con esos labios que me hacían temblar hasta la garganta. Me tumbó en el sofá y mientras me besaba me iba tocando la espalda y me levantó la camiseta. Entonces me separé y le dije que no, él paró. Pero ya era demasiado tarde, necesitaba rozar mis labios con los suyos, necesitaba el roce de sus manos con mi cuerpo y necesitaba saborearlo más y más. Entonces sucedió, lo mas bonito de toda mi vida, el polvo mas mágico y hermoso de mi vida...

Gracias por leer este capítulo, que me parece que me ha salido larguillo... lo siento, es que me emociono y escribo y no paro hahaah. Gracias por perder vuestro valioso tiempo leyendome. Un beso!!

2 comentarios:

Olaya C. García dijo...

Eh.. Con perdon pero Manu es un capullo, eh? Y Vero debería decirle a Amanda que le gusta su novio... Si son amigas de verdad debería entenderlo...
Un beso titi♥

Mas allá de tus ojos dijo...

Esta muy buena tu nove,pero coincido con Olaya, debería decirle a Amanda que le gusta su novio :_ ajaja bueno leo el próximo haber que pasa